201403.21
3
0

Condena en costas en la jurisdicción laboral como control de la litigiosidad artificial

El artículo 66 de la Ley 36/2011, de 10 de octubre, reguladora de la jurisdicción social, sustituyó la imposición de multa en caso de no comparecer al acto obligatorio de conciliación o mediación, inoperante en la práctica, por la imposición de costas relacionada con el principio de vencimiento objetivo y que no requiere apreciar temeridad o mala fe.

Sin embargo, ¿puede la condena en costas en la jurisdicción social contribuir a controlar la litigiosidad en un momento de desbordamiento de los órganos jurisdiccionales de este orden?

Os adjuntamos una sentencia del Juzgado de lo Social núm. 34 de Madrid que, aunque no es de fecha reciente (26/01/2009), da plena respuesta a esta pregunta al considerar: «por razones eminentemente prácticas la imposición de costas al vencido que no goza del beneficio de justicia gratuita a de contribuir a eliminar no sólo la litigiosidad artificial, sino también a limitar la insostenible, sobre la base de principios objetivos ajenos a la temeridad y mala fe, de restricta aplicación y contenido marcadamente subjetivo. Además, constituye un incentivo importante para que los vencedores en pleito colaboren en la ejecución de oficio de las Sentencias, al ofrecérseles un plus sobre la percepción de las prestaciones de garantía del FOGASA.»

En la sentencia se ventilaba el despido de una trabajadora embarazada antes de la finalización del contrato temporal que había suscrito con la empresa. Pese a que previamente y durante la vista celebrada en Sala, Su señoría advertía al letrado de la empresa demandada que solamente cabía declarar el despido como nulo o procedente, este mantuvo el litigio por que tenía “ordenes” por parte de la empresa de conseguir un despido improcedente. Esto llevó a la inevitable condena en costas a la empresa demandada con el claro objetivo de penalizar procedimientos “insostenibles”.

La utilización de estos criterios por los Juzgados de lo Social puede ayudar no solo a controlar la litigiosidad artificial, sino también, a limitar la insostenible, contribuyendo de esta forma a agilizar la tramitación de los asuntos ante el actual desbordamiento por la acumulación de los mismos.


P&GN Abogados expertos en Derecho Laboral y Seguridad Social.
Más información en www.pgnabogados.es

Dejar un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *